Categorías
Caminando T(i)IP

Cuando el curriculum vitae es un camino de vida

“El ser humano es el ser fronterizo que no tiene ninguna frontera. El cierre de su ser-en-casa por medio de la puerta significa ciertamente que separa una parcela de la unidad ininterrumpida del ser natural.”

Encontramos esta afirmación de Simmel, sociólogo alemán, en un delicioso artículo publicado en 1909 con el título de Puente y puerta. En dicho texto apunta una idea que me resulta fascinante: mientras que la puerta separa, el adentro del afuera, el puente une.

Me atrevo a repensar esa idea contemplando lo que pareciera una puerta en mi andadura.

© Ana Isabel Villaseñor Urrea (2021)

La naturaleza cambia el significado de la puerta al no precisar la diferencia entre el cerrar o el abrir, el unir y el separar. 

Quizás nuestras biografías contengan esas puertas “naturales” que uno atraviesa sin casi darse cuenta, que solo sabe ver a la distancia y que cuando las cruza se confunden con el mismo caminar.

Esta idea asoma a mi mente mientras estoy repasando mi curriculum vitae o “camino de la vida” en su traducción literal: tareas que se abren y cierran porque empiezan y acaban, trabajas que unen o separan, logros que alegran y fracasos que duelen (o al revés). Quizás las puertas son a veces automáticas porque la vida no siempre exige esfuerzo, o blindadas porque en ocasiones sentimos que hay tareas titánicas e imposibles, o giratorias pues nos confundimos al no saber si entramos o salimos, o correderas cuando el espacio no parece el suficiente…

© Massimo Pietrobon (2021)

¿Y si la vida, como ocurre en la naturaleza, no precisara de puertas cerradas? 

M. Esther Fernández-Mostaza

Ilustraciones de Massimo Pietrobon (2021). Instagram

Otras publicaciones de la autora:

La sombra de un árbol torcido

Sigue viva en mi memoria la frase que pronunció, hace más de 40 años, la directora de la escuela católica en la que me formé: “Un árbol que crece torcido jamás su tronco endereza”. Si bien es cierto que dicha expresión nunca iba explícitamente dirigida hacia mí, sin embargo, flotaba alrededor mío como amenaza siempre […]

Encuentro con un árbol caído

¿Y si del árbol caído hacemos otra cosa (que no sea leña)? Cuando vemos un árbol caído observamos un tronco “truncado”, en el sentido de interrumpido en su crecimiento hacia arriba. Esta afirmación nos puede conducir a dos reflexiones y un juego de palabras. 1 La primera de ellas tiene que ver con la representación […]

Raíces al descubierto

Estoy acostumbrada a leer, en relación con textos que nos presentan la teoría de la atracción, lo importante que es definir lo indefinido para “atraer” o alcanzar aquello que deseamos (o creemos desear). El verbo definir (del latín definire) está formado por el prefijo de- que puede marcar una dirección (de arriba hacia abajo, de […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s